Ir al contenido principal

El costurero emocional del voluntariado: acompañando y cuidando el compromiso social

El objetivo de este artículo, que también es propuesta de taller, consiste en abordar desde la identificación y gestión de las emociones una serie de dilemas a modo de tensiones-rupturas emocionales y también éticas, en tanto que referidas a sentimientos morales, que pueden producirse con cierta frecuencia en los contextos del voluntariado. Se trata de reflexionar con los propios voluntarios y voluntarias cómo viven y experimentan algunas de estas 10 tensiones que propongo (no necesariamente todas) y también otros dilemas y tensiones que podrían ellos mismos plantear a partir de esta reflexión, poniéndoles nombre y definiéndolos, proceso esencial para poder abordarlos después.

Esta propuesta, a modo de taller, es una de tantas que utilizo en procesos de coaching ontológico (sentido y profundidad de nuestra labor) con equipos de voluntariado de entidades, acompañando procesos, con el fin de acrecentar la motivación, el compromiso y el significado de la acción voluntaria. Este taller lo facilité en noviembre de 2023 en el marco del Encuentro de Voluntariado del Ayuntamiento de Jerez para un grupo de unas 50 personas.

A continuación describo estos dilemas, cuya representación metafórica sería la de un corazón roto en dos mitades, cada una de las cuales contiene una parte o extremo del dilema. Y se trataría en la propuesta dinámica de encontrar y definir el hilo de coser dicha ruptura (de ahí lo de “costurero emocional”), qué representaría el mismo en el propio voluntariado, para abordar con éxito y con inteligencia emocional cada ruptura.

1. Quererse y cuidarse a sí mismo & querer y cuidar a los otros. Los voluntarios y voluntarias en algún momento suelen experimentar una lucha interna entre cuidar de sí mismos y cuidar a los demás. Equilibrar el autocuidado con la atención a los necesitados puede generar con facilidad conflictos y tensiones emocionales, además de sentimientos de culpabilidad cuando anteponemos nuestro necesario cuidado al cuidado de los demás.

Hilo de costura: es esencial comprender que el autocuidado no es egoísta; es una parte crucial para mantener la salud mental y emocional. Los voluntarios y voluntarias deben establecer límites y horarios para el autocuidado, lo que les permitirá seguir ayudando de manera efectiva a largo plazo.

2. Compasión hacia uno mismo & compasión hacia los otros. Los voluntarios y voluntarias suelen demostrar compasión hacia los demás y sus problemas, pero también necesitan comprender y perdonarse a sí mismos cuando experimentan desafíos o fracasos. Esta dualidad, cuando actúa de modo simultáneo, puede ser emocionalmente agotadora.

Hilo de costura: la autorreflexión y la práctica de la autocompasión son clave. Los voluntarios y voluntarias deben recordar que también son humanos y cometerán errores. Aprender a perdonarse y tratarse con amabilidad ayudará a gestionar y resolver mejor este dilema emocional. Pero aún hay más: si no somos capaces de perdonarnos a nosotros mismos, aceptando nuestros errores, ¿cómo vamos a ser capaces de perdonar de verdad a otros?

3. Resolver los propios problemas & Resolver problemas de los otros. Los voluntarios y voluntarias generalmente ayudan a resolver los problemas de las personas a las que ayudan, pero al mismo tiempo pueden tener sus propios problemas no resueltos, y esta coincidencia puede vivirse como una carga adicional, y también como un dilema al tener que liberar energía para encargarse de los propios problemas. Si bien es cierto que, muchas veces los propios problemas, en comparación con los problemas de las personas a las que ayudamos, pierden realmente gravedad y se relativizan más, se alivia la propia carga.

Hilo de costura: reconocer los límites es esencial. Los voluntarios no pueden resolver todos los problemas. Deben enfocarse en brindar apoyo, recursos y orientación, en lugar de asumir la responsabilidad total. Buscar apoyo para sus propios problemas personales también es importante, así como poner en una balanza la gravedad y urgencia de los problemas de los otros frente a la de nuestros problemas.

4. Esfuerzo y empeño en mejorar a otros & Evidencia de pocas mejoras en los mismos. A pesar de invertir tiempo y energía en ayudar a los demás, los voluntarios y voluntarias pueden enfrentarse al desánimo si no ven mejoras significativas en las vidas de las personas a las que ayudan, o no perciben esas evidencias que lo atestiguan.

Hilo de costura: en lugar de centrarse en los resultados a corto plazo, los voluntarios y voluntarias pueden enfocarse en el proceso y en el impacto a largo plazo de su trabajo. La paciencia y la persistencia son clave. Además, establecer objetivos realistas y medibles ayuda a evaluar el progreso. Y también la acción esperanzada y confiada en un futuro mejor y en la capacidad humana para salir adelante en medio de la incertidumbre (resiliencia).

5. Orientación propia por valores humanos & Orientación del otro por valores materiales. Los voluntarios pueden chocar emocionalmente cuando sus valores humanistas y altruistas contrastan con motivaciones y orientaciones más bien materialistas o egoístas de las personas a las que ayudan, como consecuencia de los entornos socio-culturales desestructurados en que se desenvuelven.

Hilo de costura: la comunicación abierta y el respeto por las diferencias son esenciales en el voluntariado. Los voluntarios y voluntarias deben esforzarse por comprender, de entrada, las perspectivas de las personas a las que ayudan, y desde ahí ser ejemplo e inspiración de cómo los auténticos valores y virtudes humanistas son claves para salir adelante y superar muchas situaciones. Ellos mismos, los voluntarios/as, son ya un ejemplo de gratuidad, generosidad y bondad que inspira e interpela a los usuarios.

6. Fomento de la colaboración del beneficiario & Escasa o nula colaboración del beneficiario. Los voluntarios y voluntarias suelen sentir frustración y desasosiego si intentan fomentar la colaboración y el empoderamiento de las personas necesitadas, como principio básico y necesario de la acción socio-voluntaria, pero luego éstas muestran poco interés o resistencia a participar, y prefieren que se lo den todo hecho, prefieren el pez en lugar de la caña de pescar.

Hilo de costura: es preciso que los voluntarios y voluntarias sean pacientes y empáticos al abordar la colaboración con los beneficiarios. A veces, se necesitará más tiempo para construir la confianza. La propia demostración de compromiso y constancia hacia ellos es la mejor estrategia para alentar poco a poco su colaboración y reciprocidad.

7. Respeto y trato humano hacia el otro & Trato poco respetuoso del otro hacia uno mismo. Los voluntarios y voluntarias se enfrentan a desafíos emocionales importantes  cuando se esfuerzan por trabajar con respeto y trato humano a las personas necesitadas, pero a veces reciben de algunas de ellas un trato irrespetuoso o incluso abusivo a cambio.

Hilo de costura: establecer límites claros y comunicar las expectativas en cuanto al trato mutuo en la relación de ayuda es esencial. Los voluntarios no deben tolerar abusos o falta de respeto y deben buscar el apoyo de su organización en casos extremos. También deben comprender que la falta de competencias sociales de algunos usuarios, así como su desestructuración psico-social, están detrás de estas actitudes negativas, y por tanto, forma parte del proceso que adquieran habilidades más humanas y eficaces para la superación de sus problemas.

8. Confianza y fe depositada en el otro & Escasa o nula respuesta responsable del otro. Los voluntarios experimentan frustración, rabia y desmotivación cuando depositan su confianza y fe en las personas a las que ayudan, pero luego constatan que estas no responden de manera responsable o no cumplen sus compromisos.

Hilo de costura: Los voluntarios y voluntarias pueden establecer un dispositivo de seguimiento claro y comunicarse regularmente con las personas beneficiarias para asegurarse de que están comprometidas y son responsables. La confianza se gana con el tiempo y la consistencia. En voluntariados con personas que tienen problemas de adicciones (alcohol, drogas…) esta dinámica de construir la autonomía del otro desde la confianza progresiva, ajustando límites externos a medida que van adquiriendo el límite interno (autonomía personal) es piedra angular.

9. Compromiso con un proyecto o misión & Imposibilidad o incapacidad de mantenerlo. Los voluntarios y voluntarias pueden enfrentarse a conflictos emocionales y motivacionales, incluso existenciales, si están comprometidos con un proyecto o misión, pero se ven impedidos por circunstancias fuera de su control o su propia incapacidad para mantenerlo.

Hilo de costura: el compromiso no debe verse como algo rígido, sino que puede ser flexible: se puede llegar al mismo objetivo por diferentes caminos o alternativas. Los voluntarios y voluntarias deben adaptarse a las circunstancias cambiantes e inciertas de hoy y buscar soluciones alternativas cuando surgen obstáculos, así como tener previsión de ello por parte de la organización-entidad. Para esto es clave una comunicación abierta, sincera y constante del voluntario con la persona responsable de su proyecto y la entidad, así como tener momentos periódicos para evaluar cómo estamos, cómo nos sentimos, cómo vivimos el compromiso, además de las reuniones de planificación-seguimiento de objetivos y tareas.

10. Tiempo dedicado a uno mismo y los cercanos & Tiempo dedicado a los más necesitados. Los voluntarios y voluntarias están expuestos a experimentar cierta tensión entre dedicar tiempo a sí mismos y a sus seres queridos y el tiempo necesario para atender a las personas necesitadas. Esto suele generar dilemas emocionales y éticos relacionados con la gestión del tiempo y las prioridades hacia los suyos y hacia las personas más desafortunadas y necesitadas.

Hilo de costura: los voluntarios y voluntarias deben establecer horarios y prioridades claras. Planificar tiempos de descanso y dedicación a seres queridos es fundamental para prevenir el agotamiento. La organización eficiente del tiempo es esencial para equilibrar las responsabilidades, así como la previsión y asunción responsable de la cantidad de “compromiso de calidad” que se puede ofrecer.

Entradas populares de este blog

Tres casos prácticos de motivación en el trabajo

Estuve trabajando 10 años en la Escuela Europea de Negocios, en la sede de Madrid, como profesor de la asignatura de Habilidades Sociales y Directivas . Tengo muy buenos recuerdos de aquella experiencia profesional, sobre todo de los alumnos/as, con algunos de ellos/as todavía mantengo contacto a través de Linkedin, y es gratificante ver cómo crecen profesionalmente. Siempre he sido bastante artesano pedagógico, sobre todo cuando no encontraba lo que necesitaba. En este tema, necesitaba algunos casos prácticos para aplicar los conocimientos de motivación de personas que, en este módulo, eran estos: 1. Motivación y realización personal. 2. Motivación y orientaciones interpersonales. 3. El compromiso laboral y la motivación intrínseca. 4. Motivación y rendimiento: teoría de las expectativas. 5. Los enemigos del compromiso y la motivación. 6. Motivación y zonas de comodidad. 7. Bibliografía utilizada. Los conocimientos aportados en el dossier de 30 pági

Un innovador test y un juego para aprender a ser más felices

Llevaba tiempo detrás de hacer una dinámica en la que trabajemos uno de los temas que más nos importan: la capacidad de ser más felices y hacer felices a otros. Y aquí está, después de estudiar y leer a varios expertos en felicidad. En todos ellos he encontrado referencias a los factores de felicidad y a los factores de infelicidad , ya que ambos puntos de vista nos ayudan a enfocar mejor este asunto clave y vital. El primer criterio de validez de un test o herramienta de investigación, es que esté fundamentado en un buen marco conceptual. El marco de factores de felicidad / infelicidad, inspirado en Bertrand Russell (La conquista de la Felicidad, 1930) y completado con propuestas de otros autores como Javier Urra, Jorge Bucay, Elsa Punset, Anthony de Mello o Carlos Hernández, me parece muy interesante para medir dicha felicidad y potenciarla como un "desprenderse de" (reactiva) y como un "comprometerse a" (proactiva). He podido ver varios test de felicidad de es

Dinámicas, juegos y recursos para educar en la solidaridad y la prosocialidad: reflexiones sobre el terreno formativo.

Uno de los talleres que más he facilitado a lo largo de mi experiencia profesional es, sin duda, el de dinámicas y juegos para educar en la solidaridad, valores, desarrollo humano, etc. Todo lo que yo denomino "Educación Prosocial" ha tenido, tiene y tendrá diversos nombres y formatos, pero en esencia los contenidos pedagógicos siguen siendo y serán los mismos: marcos de referencia psicosociales esenciales y troncales diría yo, para una buena construcción humanista de la persona. Universidad de Andorra (curso ONGD Cooperand), FADE Murcia (proyecto de formación del voluntariado Talante Solidario), ONG ServiRD (República Dominicana), directivos y responsables de pastoral de Escuela Teresiana (curso de Experto Universitario), Asociación para la Solidaridad (curso de formación de Voluntariado), Jóvenes y Desarrollo (taller profesorado colegio Salesianos Atocha), y Conferencia Marista Española (curso educadores en la Solidaridad) son varias de las entidades con las que he t

CoronaVIRTUS: la Corona de las Virtudes. Un juego-dinámica para el desarrollo moral en la infancia.

Esta propuesta didáctica consiste en facilitar a los niños y niñas el logro personal de una Corona de 5 Virtudes , desde la simbología de lo que significa una coronación, así como el juego de palabras con el CoronaVirus (virus con forma de corona). La coronación canónica es uno de los ritos litúrgicos católicos, instituido en el siglo XVII e incorporado en el siglo XIX a la liturgia romana, usado para resaltar la devoción por una advocación mariana y consiste en la imposición de una corona o coronas al icono o imagen escogida. El origen de este rito se sitúa en el siglo XVI, cuando los hermanos capuchinos, como culminación de sus misiones evangelizadoras, recogían joyas como símbolo de conversión y desprendimiento que fundían para confeccionar con ellas una corona para la Virgen. La Corona de las Virtudes, o CoronaVirtus , que proponemos, utilizará el mismo principio: esfuerzo, renuncia, autocontrol, desprendimiento, por estas joyas llamadas virtudes , que cristalizan en compo

El credo docente: una reflexión y herramienta necesaria para los claustros en cada curso académico

¿Por qué un credo docente o pedagógico? Sencillamente, porque es mucho más que unos rasgos o cualidades: las personas al final actuamos según lo que creemos . Si yo como educador no creo en esto que pongo aquí, si muestro dudas o manifiesto otras creencias que tal vez pueden ser erróneas o incongruentes entre ellas, debería reflexionar sobre ello y clarificar quién soy, qué hago aquí y qué quiero hacer. No me refiero aquí a creencias religiosas, sino a creencias psicológicas profundas que determinan nuestro modo de hacer, de decidir, de seleccionar, de evaluar, de implicarnos, como está de sobra demostrado por varias investigaciones. Un consejo: sería un buen ejercicio, inspirados en este credo que os comparto (que es producto de mi experiencia formativa en muchos y varios proyectos formativos en los últimos años) que cada claustro o equipo docente, o formador/a, haga su propio credo y se comprometan, con algún tipo de acto simbólico, a estar inspirados por el mismo, revisánd